LA TRANSPARENCIA DE LAS MARCAS

2018 JUL6.jpg

 

 

“La industria de la moda necesita cambiar, necesita evolucionar. Es simple, ambientalmente y socialmente, este sistema no funciona. Es dañino. Y creo que todo esto por fin se está reconociendo y tomando en consideración cada vez más y hay un cambio definitivo hacia prácticas sostenibles en toda la industria textil y de la moda; la palabra "transparencia" nunca ha sido tan atractiva y algunas compañías realmente están empezando a incluir, o al menos a explorar, soluciones sostenibles.”

Orsola de Castro - Fundadora y Directora Creativa en Fashion Revolution

Fashion Revolution es una organización formada por personas de todo el mundo que trabajan en la industria de la moda. Son las personas que compran la ropa y también lo que la hacen.

Son diseñadores, académicos, escritores, líderes empresariales, políticos, marcas, minoristas, comercializadores, productores, fabricantes, trabajadores y sobretodo amantes de la moda.

Se hacen llamar "manifestantes pro moda" porque aman la moda y quieren ver cómo ésta se convierte en una fuerza para el bien y limpiar la imagen que le han dado las malas prácticas que se han ido empleando durante las últimas décadas.

Y cómo lo hacen? Ellos consideran que la colaboración en toda la cadena de valor, desde el agricultor hasta el consumidor, es la única forma de transformar la industria; y quieren unir a personas y organizaciones para que trabajen juntas para cambiar radicalmente la forma en que se fabrican, producen y consumen nuestras prendas, de modo que nuestra ropa se fabrique de manera segura, limpia y justa.

Su objetivo es mostrar que el cambio es posible y alentar a quienes ya están en este proceso de crear un futuro más ético y sostenible para la moda.

Fashion Revolution es un movimiento global que se extiende durante todo el año y se caracteriza por estar orientado a la acción y enfocado en las soluciones.

Han creado el 'Fashion Transparency Index' en el cual invitan a las grandes marcas de moda, muchas de ellas cadenas fast fashion, a nombrar los lugares y fábricas en los que se desarrollan sus colecciones.

Aunque han podido demostrar que muchas de las compañías comparten sus políticas y compromisos sobre derechos humanos y medio ambiente, todavía hay mucha información crucial sobre las prácticas de la industria de la moda que permanece oculta, sobretodo cuando se trata de impactos en las vidas de los trabajadores en la cadena de suministro y en el medio ambiente.

El último 'Fashion Transparency Index' publicado en 2018, revisa y clasifica a 150 de las principales marcas y minoristas mundiales de moda de acuerdo con la cantidad de información que revelan sobre sus proveedores, las políticas y prácticas de la cadena de suministro y el impacto social y ambiental.

Las cifras han mejorado desde 2016, pero todavía queda mucho por hacer.

Un último dato que nos pone los pelos de punta: Expertos y autoridades de la ONU ya han catalogado a la industria del fast fashion de "emergencia medioambiental" a causa de los efectos negativos que provoca en nuestro entorno y salud. Y muchos de estos daños nacen en suelo español, ya que Inditex es la mayor compañía fast fashion del mundo.

Si quieres conocer la auténtica transparencia de las marcas que consumes, échale un ojo a esta web y forma parte del cambio: www.fashionrevolution.org <3